Un perfecto comienzo hacia la fase 4 del MCU

Siempre me ha encantado el MCU y cuando empieza una fase nueva tengo miedo de que no lo hagan de la manera correcta. Después de lo plana de Black Widow, temí que hubiesen perdido su encanto, pero al parecer siguen igual de buenos y reinventándose constantemente. Shang-Chi, y la leyenda de los 10 anillos es un perfecto inicio a la fase 4, nos introducen a un universo totalmente nuevo que se integra muy naturalmente en el amado MCU. Después de Dr. Strange esta es la primera película que utiliza la magia como tema principal.

La película parte altiro, es una de las cosas que admiro del MCU, la facilidad de contar una historia dramatizando sin exponer mucho, todo es acción y narrativa. Eso sí, más o menos a la mitad de la película hay un valle grande donde hay desarrollo de personaje e historia que es necesario, pero vale la pena la espera.


TODO funciona perfecto.

La música, los efectos especiales, la física en las coreografías, el casting y su química, la coreografía en las peleas y batallas son a un nivel nunca antes visto en Marvel, francamente en ninguna película de artes marciales de este lado del mundo.

Lo mejor que tiene la película, son la coreografía de peleas; crecí viendo a Jackie Chan en todas sus películas gringas y chinas, además, tomé un mes de Aikido, así que algo sé de artes marciales.

Por ejemplo, la escena del bus en el tráiler: el uso del espacio, el humor en el esquivar y golpear, lo vulnerable que se ve Shang-chi ante sus atacantes, lo hacen más cercano a nosotros y un personaje muy querible; quizás no tanto como Jackie Chan (¡te amamos Jackie!) Gracias a estos detalles percibimos al Shang más humano, nos relacionamos más con él y con sus vulnerabilidades… bueno, hasta que se saca la polera.

El casting que tiene es espectacular, creo que es importante mencionar que la primera casteada fue Awkwafina y el resto del cast fue hecho en torno a ella y con quien tenía más química… AMO a la Awkwafina, me gustaría tener una amiga así. Su personaje me encantó y su amistad con Shang-Chi es bacán, muy cercanos, con mucha confianza, onda se cuentan todo, sin nada de tensión sexual entre ellos y eso que el Shang va hasta a pecharle desayuno todos los días a la casa. Su familia en cambio es fuente de tensión: el papa intenso y la hermana, que tiene una relación muy de Ant-man y The Wasp con Shang (esa cosa de competencia)

La música es muy refrescante, una mezcla de rap o hip-hop urbano gringo con sonidos orientales, muy ad-hoc con la película y las escenas de pelea, todo muy rápido y moderno.

Algo que no me gusta del cine oriental es la falta de peso que tienen las personas en las coreografías, como cuando caminan en bambú y pareciera que apenas lo están rosando pero aun así se dobla mucho, como que no hay mucha consecuencia del peso entre los dos, pero en esta película está muy bien compensado eso, cuando se paran en lugares o juegan con el viento o saltan alto(todo muy anime) se siente real dentro del universo, no se ve falso, como que “no se notan los cables”. Los efectos especiales están en su punto, siento que esta película demuestra que si se puede hacer una película de anime bien hecha, onda con sus técnicas especiales, deflectar, escudos de fuerza, auras, criaturas mágicas, etc (sí, estoy hablando de ustedes “The last airbender” y “Dragon Ball Evolution”) Todo en esta película es creíble, nunca me sacó de la fantasía, y aun así calza dentro del MCU, es increíble.

Paralelo a Dominga (¿?)

El tercer acto me hizo recordar al conflicto de Dominga, poderosos llegando a destruir un lugar por ambiciones personales sin importar la destrucción y muerte que llegue a causar… ahí la dejo, cualquier cosa, inbox.

Buena historia

En gran parte de la película pensé que sería solo una película muy buena, pero sin escenas épicas ni grandes villanos. De un momento a otro me taparon la boca.
Me gusta la historia, no tiene nada de especial pero es muy entretenida y sensible. Me gusta que Shang-Chi tenga un conflicto entre enfrentar sus problemas o huir, madurar o quedarse donde mismo, aceptar o des-aceptar, carretear hasta las 3AM o dormir temprano para ir a trabajar al otro día… es GCU.

Harta presencia femenina sin forzar

Otra cosa que noté es que la película tiene mucha presencia femenina y ninguna se nota forzada, todo calza muy bien y naturalmente, el Director según sé, le pidió ayuda a su hermana para que hubiese un balance. Obvio que la protagonista no es mujer por que es la película del Shang-chi, pero su mejor amiga y compañera va con él a todas partes y cumple su rol con  y sin él, nunca tienen momentos de tensión sexual ni romántica. Su hermana está en un mundo totalmente a parte,  es súper independiente y líder de su vida. La mamá de Shang-chi es re fuerte a la vez que sensible y amorosa, muy certera y segura. Y bueno una de las tantas maestras en esta película es otra mujer que no diré nada para no spoilear, pero seca ella.

Conclusión

En resumen, creo que esta es una de las películas que me gustaría ver más de una vez, como End-Game o Thor: Ragnarok, sobre todo por las coreografías de peleas y también los efectos y la música y los actores y uff todo… siento Thor: Ragnarok el referente de lo más gracioso en el MCU, esta película estaría bastante al medio, 50% drama, 50% risa
Se las recomiendo, tiene 5 Jackie chan de 5, la pasarán bien, lo que es yo, la pasé Shang-chi… la querrán ver de nuevo y se enamoraran de Awkwafina, lo dije y qué.

por Dani Robot