Te pueden gustar o no las historias de amor, pero es innegable que siempre ha sido uno de los grandes temas de la literatura y, por consiguiente, del cine y la narrativa en general. El amor puede tomar distintas formas y se han identificado varios tipos de amor en la literatura. En esta oportunidad, vamos a revisar los más frecuentes, por medio de películas emblemáticas que los representen. Así que abróchense los cinturones y acompáñenme en este recorrido, porque va a ser un viaje movidito.

“Casablanca” (1942)

El Amor Imposible. El amor que, dadas las circunstancias, no podrá concretarse, que no necesariamente termina en desgracia como el amor trágico y, a diferencia del idealizado, incluso puede ser correspondido, pero el destino conspira para que no prospere. Rick se reencuentra con el amor de su vida ahora emparejada con otro y deberá tomar la decisión más importante de su vida: Recuperarla o hacer lo correcto.

Del director Michael Curtiz,”Casablanca” es considerada una de las mejores películas de todos los tiempos y hasta la fecha, continúa siendo referenciada.

“Gaslight” (1944)

El Amor Tiránico. El amor que, como su nombre lo indica, coarta y limita a la pareja en lugar de dejarla vivir con libertad. Una idealista Ingrid Bergman se empareja con un monstruo que planea robar sus joyas y deshacerse de ella. Cuando ella comienza a sospechar, este hace lo posible por hacerla ver como que está loca frente a todo el mundo.

Lo interesante es que el concepto “gaslighting”, nace en este filme dirigido por George Cukor y se usa en la actualidad para referirse a un hombre que minimiza el grito de auxilio de una mujer que está siendo abusada o agredida. No les pienso decir por qué, solo vean la película.

“El Coleccionista” (1965)

El Amor Idealizado o Platónico. Aquel que nunca podrá ser concretado, lo que nos empuja a vivir nuestros sentimientos en secreto, como un sueño o una ilusión, y tratar al objeto amado, como si se venerara a una deidad o un objeto inalcanzable.

“El Coleccionista”, dirigida por William Wyler, narra la historia del tímido Freddie, quien se enamora de una joven que ve en la calle y se obsesiona con ella, al punto de secuestrarla y encadenarla en su sótano. Así, decide conservarla como una posesión, como las mariposas que colecciona. Su amor es imposible y no es correspondido, por lo que el crimen es su única forma para estar con ella. Niños, ustedes no lo intenten en sus casas.


“La chica de rojo” (1984)

Amor Sensual. El amor físico, ese que obsesiona y hace cometer estupideces, que te hace desear tanto a alguien y poner tu vida patas para arriba. Gene Wilder, el protagonista y director de la película, se obsesiona con la bella Charlotte (más joven que él) tomando toda clase de decisiones inapropiadas, amenazando su matrimonio y relaciones sociales.

“The Wedding Singer” (1998)

El Amor Correspondido o Recíproco. No podían faltar las comedias románticas en un artículo como este. De la época en que Adam Sandler no era tan intragable. No creo necesario explicarles este tipo de amor así que voy directamente al argumento que, pese a no ser ninguna joya, funciona. Sandler es un músico fracasado que trabaja animando matrimonios y, aunque su negocio son las parejas felices, su propia vida amorosa es un asco. Su novia lo bota y comienza un recorrido para hallar a su verdadero amor.

La historia dirigida por Frank Coraci no será “Casablanca” pero al menos está llena de referencias musicales de los 80 y cuenta con la aparición de Billy Idol, lo que hace que valga la pena.


“Dark Kingdom: The Dragon King” (2004)

El Amor Trágico. Es el amor que termina en tragedia tipo “Romeo y Julieta”. Aunque no fue bien recibida por la crítica, esta película, dirigida por Uli Edel y de género fantástico, pese a no ser perfecta, ha sido injustamente vilipendiada. Es la
leyenda de Siegfried y Brunhilde, un amor que desde un principio estuvo contaminado por la maldición del Anillo de los Nibelungos.

Fanáticos de los finales felices, aquí no es amigos.


“El Arco” (2005)

Amor Liberador. Como su nombre lo indica, es el amor que no te limita, te libera de las ataduras y te permite desarrollarte en plenitud.

En este filme del recientemente fallecido Kim Ki Duk, un viejo convive con una joven capaz de predecir el futuro. En apariencia, la relación es posesiva y violenta, pero conforme avanza el argumento nos daremos cuenta de la verdadera naturaleza del romance que ambos sostienen.

“Incendies” (2010)

Amor Filial o Fraternal. No se trata de incesto sino que del vínculo emocional que compartimos con un cercano, el cual se da de una manera no romántica y puede construirse en torno a un familiar, a un amigo o amiga. Dos mellizos buscan conocer más sobre el pasado de su madre, quien fue encarcelada y torturada en Medio Oriente, y descubren que tenían un hermano.

A lo largo de la historia, dirigida por Denis Villeneuve, conocerán una inquietante verdad sobre sus verdaderas raíces. Una película sin duda sobre el amor.


Como podemos ver, el amor adquiere distintas formas y, al igual que en la literatura, a través de cine puede ser representado de maneras muy diversas y en diferentes géneros ¿Cuál de estos amores se han manifestado en tu vida? ¿Algunos? ¿Todos? ¿Cuál te marcó más? ¿Conoces alguna película que los refleje?

Por Felipe Tapia, el ex al que llamarás borracha este 14 de febrero.