ATENCIÓN: SI NO HAS VISTO LOS ÚLTIMOS EPISODIOS DE TWD, NO SIGAS LEYENDO ESTO

Era de esperarse que para seguir en el aire, la serie “The Walking Dead” imitara a su homónimo de historieta y abandonara la tónica en la que había permanecido tantas temporadas: el deambular por ahí, asentarse en un lugar por un tiempo, hasta que una embarrada de variopintas proporciones obligara a los personajes a continuar errando a merced de los peligros que ya todos conocemos. Ya sea un bunker militar, una granja, una cárcel, un santuario de caníbales o una iglesia, todos los refugios seguros acababan por tener un “pero” y había que emplumárselas. Pero si la idea seguía repitiéndose, lógicamente iba a ser una redundancia argumental inaguantable y efímera. Y es ahí en donde llegó el arco argumental de Alexandria.

Muchos seguidores del comic no están contentos por la estabilidad de esta parte de la historia, los personajes parecen haberse instalado definitivamente, pero ¿Sería prudente devolverlos a las calles, a seguir lidiando con los mismos peligros? No, ahora los problemas son de corte político, de poder, pero no se preocupen, que no todo va a ser burocracia y firmar papeles. Se avecinan malos muy malos, y aunque los últimos capítulos de esta temporada parecieron una junta de vecinos, prepárense para lo que viene, pues esto fue solo el prólogo.

Quizá lo malo de esta temporada es que funcionó básicamente como una preparación para lo que viene, lo que la hace un poco endeble en sus argumentos. Pero también hemos visto crecer a los personajes. Carl ha madurado, Carol se perfila cada vez más como una orate cínica y maquiavélica, Maggie está mostrando sus dotes como líder natural, y Rick está dispuesto a dejar atrás el dolor por Lorie y abrirle las puertas a un nuevo amor. Sasha tiene toda la pinta de ser el reemplazo de Andrea (Que en el comic no muere, y es la francotiradora oficial del grupo, por su buena puntería, tal y como se dijo sobre Sasha). Daryl tiene una responsabilidad muy grande sobre sus hombros ahora como para seguir en su rol de outsider, y por último, están todos los nuevos personajes que le darán novedad a una historia que está obligada a reinventarse cada cierto tiempo, para mantener el interés.

Sin duda es un desafío interesante sacar adelante una historia cuyo tema principal es la supervivencia, en una ciudad con paneles solares, árboles frutales, electricidad, duchas, galletas y videojuegos. Para ello la incorporación de antagonistas de peso tendrá un rol crucial. Los tipos  con la W en la frente, llamados Wolves, sin duda van a dar que hablar en la sexta temporada, y estoy seguro también de que el responsable de los torsos de zombies con las extremidades cortadas que han salido varias veces se dejará ver pronto ¿Cuánto tardaremos en ver a Negan, el deslenguado y macabro enemigo de Alexandria? No quiero dar ningún spoiler, pero se vienen tiempos feos para Rick y su pandilla. Muchos esperaban que gran parte de esos eventos tuviesen lugar al final de esta temporada, e Internet alimentó muchos rumores de manera irresponsable  tal y como yo lo estoy haciendo justo ahora, pero bueno, aprendan, la vida está llena de decepciones.

Pero basta de especulación, volvamos a la temporada. Si bien arrancó bastante bien se fue desinflando un poquito en el arco argumental de Beth y los policías, pues fue una historia que nunca se explicó o desarrolló demasiado bien, nunca entendimos qué es lo que quería la policía finalmente. La segunda mitad de la temporada nos fue presentando los personajes nuevos, el nuevo escenario, y por consiguiente, los nuevos conflictos. Pero fue, básicamente, una preparación del terreno para las cosas que vendrán. El tipo del poncho  rojo (¿Será Jesús?), la incorporación de Morgan a  las filas, y lo que pasará entre Rick y Jessie serán algunas de las cosas que serán resueltas en la temporada venidera. Fue un clímax bastante inesperado, sobre todo para los fans del comic que esperaban muertes de más personajes, la aparición de Negan y un montón de cosas más que les juro que no puedo aguantarme las ganas de contárselas pero si lo hago acá en la página me retan y me golpean y me encierran en un sótano sin comida y luego me vuelven a golpear auxilioooooo!!!!!!

© Por Felipe Tapia, un exitoso y famoso crítico de cine, en algún universo paralelo

@janquing

Fuente imagen: ew.com