Esta semana se estrena en Fox el cuarto capítulo de la hasta ahora exitosa serie “The walking dead”. Aunque se debería considerar más bien como una mini serie, ya que esta primera temporada sólo consta de 6 capítulos, a diferencia de la mayoría de las series que tienen alrededor de 24 capítulos. Además, el primero dura más de una hora, aunque de ahí en adelante la serie (o miniserie) recoge el formato tradicional de aproximadamente 42 minutos por capítulo.

“The walking dead” es una serie basada en una novela gráfica del mismo nombre (así como “Watchmen”), creada por el guionista Robert Kirkman y el dibujante Tony Moore. La versión televisiva fue desarrollada por Frank Darabont, reconocido por ser uno de los mejores guionistas de Hollywood, y haber trabajado con Spielberg. Como director, tiene entre sus créditos las extraordinarias “Milagros inesperados” con Tom Hanks, y “Sueños de fuga” y la no tan buena “La niebla” (nadie es perfecto). Darabont también dirige el primer capítulo de esta serie.

Para los que aún no la han visto, un breve resumen: Rick Grimes es un policía de carretera que es baleado durante un enfrentamiento con delincuentes. Grimes es llevado al hospital, y cuando despierta, mucho tiempo después (no sabemos cuanto) se da cuenta que todo el mundo ha cambiado, que al parecer hubo una especie de Apocalipsis donde la mayoría de las personas se han convertido en zombies deseosos de carne humana. Sin tener muy claro que hacer, va su casa y ahí encuentra indicios de que su esposa y su hijo han huído, y se propone como meta encontrarlos a toda costa. En el camino, nuestro policía irá encontrando a otros sobrevivientes que intentan sobrevivir igual que él de esta verdadera locura. Obviamente al poco tiempo comenzarán a aflorar los conflictos humanos y las pugnas entre los personajes, que se verán aumentadas por la caótica situación en la que se encuentran.

Los personajes protagónicos de la serie.

“The walking dead” es una serie más bien lenta. En el primer capítulo hay poca acción, si nos referimos a enfrentamientos con los zombies, o errantes, como se les llama eufemísticamente en la serie. En el segundo episodio ya hay mucha más acción, pero es bueno decir que la trama está más bien narrada al estilo de “28 días” que al de “Resident evil”. En general la historia es extremadamente realista, es decir, nos pone en la situación de si realmente ocurriera una catástrofe de este nivel. No hay héroes que den súper saltos o que disparan balas como si no se fueran a acabar nunca. Los personajes son extraordinariamente humanos y reales. También aporta a la trama el increíble maquillaje y efectos especiales, obras del maestro Gregory Nicotero (“Inglourious Basterds”, “Drag me to hell” y la serie “The Pacific”).

La serie está filmada en celuloide 16 mm, lo que le da un “look” de cine clase B, muy acorde con la trama y el arte en general. Muy buena decisión del equipo realizador.  

Los productores ya han confirmado una segunda temporada de 13 capítulos, aunque aún no se sabe a partir de qué fecha estará al aire. Lo único que se ha dicho es que la producción de esta segunda temporada comenzaría por febrero del 2011, por lo cual debemos asumir que el estreno no sería antes de junio del próximo año. Si la quieres seguir por el cable, la dan todos los lunes por Fox a las 22:00 horas. En Estados Unidos la emiten sólo un día antes, así que esta vez no te adelantarás mucho si la quieres bajar de Internet.

Les dejo el trailer oficial (sólo en inglés):

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=R1v0uFms68U]

Por Juan Carlos Berner.